Los requisitos para la jubilación de los trabajadores autónomos

Los requisitos de los trabajadores autónomos para acceder al cobro de la pensión por jubilación son los mismos que tienen los trabajadores por cuenta ajena.

Fundamentalmente, las condiciones necesarias son dos: haber cotizado a la Seguridad Social un número determinado de años y haber alcanzado la edad de jubilación mínima que exige la ley.

Desde el 1 de enero de 2013, tras la Reforma del Sistema de Pensiones aprobada por el Gobierno en 2011, para la mayoría de los trabajadores se ha acabado aquello de jubilarse a los 65 años de edad. La última reforma de la Seguridad Social ha retrasado la edad de jubilación. Al mismo tiempo, la señalada reforma incrementa de forma progresiva los años de vida laboral con los que se calcula la pensión.

La reforma estableció unas nuevas condiciones para el acceso a la pensión de jubilación. Resumidamente, los cambios legales introducidos dejan el tema de las pensiones en las siguientes condiciones:

  • La edad de jubilación del autónomo: se retrasa la edad de jubilación, pasando de los 65 a los 67 años de forma gradual hasta el año 2027.

Jubilación

  • Únicamente se podrá acceder a la pensión de jubilación a los 65 años de edad, cuando se acrediten 38 años y 6 meses de cotización. Este último requisito será exigible, en todo caso, cuando se acceda a la pensión sin estar en situación de alta o en situación asimilada a la de alta. Para el cómputo de los años y meses de cotización se tomarán años y meses completos, sin que se equiparen a un año o a un mes las fracciones de los mismos.
  • Período mínimo de cotización: se establece en 15 años, de los cuales al menos 2 deberán estar comprendidos dentro de los últimos 15 años de trabajo. Con 15 años cotizados se tendrá derecho al 50% de la base escogida.
  • Cuantía de la pensión de jubilación: dependerá del número de años cotizados y de la base a la que se haya cotizado en la cuota de autónomos. A partir del año 2022, para determinar la base reguladora de la pensión se tendrán en cuenta las bases de cotización de los últimos 25 años inmediatamente anteriores al mes previo al de la jubilación. Para este año – 2016 – se tienen en cuenta los últimos 19 años cotizados.
  • Para acceder al 100% de la cotización se debe haber cumplido 67 años o bien 65 años, siempre que se hayan cotizado durante 38 años y 6 meses a la Seguridad Social.
  • El acceso a la pensión de jubilación es compatible con el mantenimiento de la titularidad del negocio y con el desempeño de las funciones inherentes a dicha titularidad.
  • Se establece la posibilidad de la jubilación anticipada voluntaria para los trabajadores autónomos siempre que se tengan, al menos, 35 años cotizados y tener una edad máxima de 2 años menos que la jubilación ordinaria. En 2016 la ley para acceder a la jubilación anticipada se fija en 63 años y 4 meses. A partir de 2027, la edad para jubilarse anticipadamente quedará establecida en los 65 años.

Respecto a esta última opción, hay que tener en cuenta que esta posibilidad de la jubilación anticipada tiene un inconveniente; se cobrará menos dinero, al aplicarse una penalización por adelantarse a la edad legal establecida.

A la vista de todo lo expuesto, podemos concluir diciendo que los requisitos actuales para el acceso a la pensión de jubilación son más exigentes.

Además, en el caso de los trabajadores autónomos, si bien pueden elegir la base por la cual quieren cotizar a la Seguridad Social, a partir de los 47 años de edad dicha opción se va limitando de forma progresiva.

Con la finalidad de poder calcular la cuantía de la futura pensión, desde la Seguridad Social se ha puesto en marcha un simulador que permite estimar la cuantía de la futura pensión.

En el siguiente link podrás acceder al simulador que informa de la cuantía de la futura jubilación:

https://w6.seg-social.es/autocalculo/inicio.do

[PINCHA AQUÍ PARA VER TODOS LOS ARTÍCULOS PUBLICADOS]

Últimas noticias